20 oct. 2013

Él.

Una de las razones por las que ese chico es una de las cosas más importantes en mi vida es que cada minuto que paso junto a él quiero que sea eterno.
Cada minuto que paso a su lado solo puedo pensar en su olor, el roce de su piel, la suavidad y delicadeza de sus manos...son todo detalles que me hacen olvidar cualquier cosa mala al rededor. Da igual, todo se desvanece y solo quedamos él y yo.
Lo único que me saca de la fantasía es el pensar que cada segundo que pasa, el tiempo me lo está robando.
Pero lo dejo a un lado cuando me vuelva a abrazar, o a tomar de la mano.
Es por eso que no me importaría quedarme una eternidad en sus brazos, porque todo a su lado cobra belleza y color y...una felicidad plena que invade cada centímetro de mi ser.

No hay comentarios:

Publicar un comentario